Eran muchos y… Parió la abuela

Opinión Pública
Por Felipe Martínez Chávez

895

 

En otros tiempos un cambio de administración estatal implicaba “barrer” con todos los funcionarios del reino anterior.

En los últimos la tónica cambió y hasta se vieron “repetidores” en el gabinete, o “chapulines”, si usted nos permite la palabreja. Entre TOMAS y EUGENIO se quedaron algunos, lo mismo que en el actual que preside EGIDIO TORRE CANTU.

Esta vez hay temor en el medio estatal oficial. Lo menos que se dice es que “van a sobrar cachuchas” a partir del uno de octubre. Aquellos que no tengan protección sindical, serán despedidos.

Además de los secretarios, viene una limpia general de subsecretarios, directores generales y directores. Llega al poder otro partido. Si los jefes de departamento son de base, ahí se quedarán.

Los llamados “apóstoles” son 14: Doce secretarios más el Procurador y la Contralora (habrá cambios en las denominaciones).

Son alrededor de 50 los subsecretarios y segundos de abordo con esa categoría.

Por ejemplo, en Salud hay cinco sub que a lo mejor ni se necesitan: Prevención y promoción de la salud; Administración y finanzas; Planeación y viculación social; Calidad y atención médica especializada; del Régimen Estatal de Protección Social.

En SEDESOL tres con nombre muy largo: Vinculación para la gestión y evaluación de la política de desarrollo social; Convivencia y bienestar social y de Apoyos sociales y participación ciudadana.

Ni se diga en Educación. Si usted es conductor de automotores y no tiene cuidado, puede atropellar a un subsecretario.

Subprocuradores hay dos: El primero y el segundo (suena más práctico que imponer nombres tan largos y raros).

Obras públicas mantiene tres: De infraestructrura social; Servicios técnicos y proyectos e Infraestructura del transporte.

La realidad es que no sucede nada nuevo. En cada sexenio los funcionarios todos deben pelar gallo, presentar sus renuncias. Así se vio hasta la administración de MANUEL CAVAZOS LERMA.

En adelante algunos “repitieron” en sus chambas, ya sea como secretarios, sub o directores generales. A otros se les cambió de posición.

La última “barrida” total se vio en el sexenio de EMILIO MARTINEZ MANAUTOU. Extirpó todo lo que oliera a ENRIQUE CARDENAS GONZALEZ, el antecesor echeverrista

Pleito personal “cazado” por las corrientes políticas nacionales, con el médico de San Carlos “desapareció” hasta el nombre del Centro Cívico y la Torre Gubernamental “Revolución Verde”. De “milagro” se mantuvieron las colonias Enrique Cárdenas y Bertha del Avellano.

Con la misma vara había medido ENRIQUE a su antecesor MANUEL A. RAVIZE, quien en un acto de culto a la personalidad quiso perpetuarse en la ciudad capital, creando una colonia con su nombre.

Es una rara “epidemia” que les da a los  gobernadores en turno e incluso a los alcaldes.

Siempre medido, sereno, humilde, AMERICO VILLARREAL GUERRA no quiso variar y autorizó que su nombre quedara en una colonia victorense.

Pasó con MANUEL CAVAZOS LERMA (pequeñita, de seis calles en el área de Pajaritos, pero existe), quien se agarró bautizando boulevares, ejidos, edificios y escuelas por todos rumbos.

Desde comienzos de su administración, un sector del poniente de la carretera Interejidal se llama TOMAS YARRINGNTON RUVALBA. El hombre es perseguido por la justicia, pero ahí está su orgullo soberbia.

Aunque originario de la capital, EUGENIO HERNANDEZ FLORES fue a perpetuar su nombre en Altamira y no en Ciudad Victoria.

Es un mal del que han cojeado los gobernadores. Lo malo (¿es malo?) está en que lo hacen cuando están en el poder. Debe ser cuando han muerto y la sociedad quiere un recuerdo de ellos.

Ya veremos si los panistas cambian nombres de edificios públicos, plazas, hospitales y otras construcciones que llevan nombres de personas vivas, lo que cual es motivo de otra colaboración. Estamos con los funcionarios.

Seguro que ya no habrá un ALFREDO GONZALEZ FERNANDEZ, quien “repitió” en el gabinete en el último sexenio. Brincó de Desarrollo Económico a Finanzas.

Tampoco veremos a un HOMERO DE LA GARZA TAMEZ, que del ITAVU se fue a Desarrollo Urbano. Ni habrá el MARIO ZOLEZZI GARCIA que “brincó” del tomasismo al geñismo como si nada.

Ahora sí se van todos. Se van porque se van.

Y en otros asuntos, mire que como dicen allá en el rancho: Ya eran muchos y parió la abuela. Ahora resulta que el abogado GERARDO RAMIREZ ALCALA, líder del Club Huebberson de Tamaulipas, también tiene aspiraciones de dirigir los destinos de los priístas. Ya se apuntó para disputar la presidencia del CDE.

RAMIREZ está dedicado a atender su notaría. Es el presidente de los notarios en Victoria. No ha participado en política desde que terminó como presidente de Soto la Marina, en diciembre de 1983. Pero tiene su corazoncito.

Deberá “enfrentarse” a elementos como ALEJANDRO GUEVARA COBOS, EDGARDO MELHEM SALINAS, HERIBERTO RUIZ TIJERINA, ENRIQUE CARDENAS DEL AVELLANO y otra media docena de próceres.

Este lunes comenzará el ciclo escolar 2016-17. Chicos y grandes regresan a la escuela. Se trata de 988 mil 198 alumnos de los niveles básicos, medio superior y superior que asisten a seis mil 479 escuelas.

El gobernador EGIDIO TORRE CANTU, dará el arranque oficial del ciclo en un evento que se realizará a las nueve de la mañana en la escuela “Rodolfo Torre Cantú” de la Colonia Marte R. Gómez.

A las diez y media, EGIDIO estará en la inauguración del puente sobre río San Marcos para comunicar directamente con la Colonia  Unidad Modelo.

Al mediodía, en Nuevo Morelos, entregará la segunda etapa del boulevard de la cabecera municipal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here