Extranjeros al gobierno de Tamaulipas

2659

Opinión pública
Extranjeros al gobierno de Tamaulipas
Por Felipe Martínez Chávez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Vaya, la Suprema Corte determinó que la chambita de Comisionados del Instituto Estatal de Protección a la Identidad de Tamaulipas, no puede estar reservada para “mexicanos por nacimiento”.

La queja fue de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, al considerar que es un atropello a los extranjeros que ya tienen sus papeles en regla.

Los señores Ministros simplemente declararon inconstitucional el artículo 17-Ter de nuestra Carta Estatal por discriminatorio ¿y luego? ¿por qué se meten con los tamaulipecos?.

En términos llanos significa que también tienen derecho a recibir el encargo los mexicas “naturalizados”, o sea extranjeros que viven en México con documentos en regla.

No estamos de acuerdo, como no deben estarlo un buen de paisanos que piensan que, en los puestos clave de la administración estatal, antes que los llegados de otros rumbos, primero están los nuestros.

Para explicarlo mejor, el Instituto, de nueva creación, será el organismo encargado de llevar una lista (cédula) de tamaulipecos mayores de 14 años y avecindados (nacionales) por más de seis meses, muy parecida a la CURP del gobierno federal.

El decreto de reformas a la Constitución local fue publicado el 11 de diciembre de 2018 y señala que el organismo  estará presidido por tres Comisionados, uno de ellos presidente que, entre otros requisitos que deben reunir, está el “ser mexicanos por nacimiento y estar en pleno goce de sus derechos civiles y políticos”.

Nada regionalistas ni chauvinistas pero, analizando el punto ¿nos quieren hacer malinchistas?.

El decreto debe decir simplemente “ser mexicanos”.

Esto traerá reformas legales porque, algunas Leyes dicen que ciertas posiciones son exclusivas para personas que dejaron su ombligo en territorio nacional.

Por ejemplo, el Código Municipal y la Ley Electoral dicen que, para formar parte de los ayuntamientos, presidentes, síndicos y regidores, se necesita haber venido al mundo en un hospital de este México nuestro. Al darse los cambios ¿Nos llenaremos de forasteros?.

Otros dos errores, estos en cuanto a la creación del Tribunal de Justicia Administrativa: El Juez y el Secretario de Acuerdos, necesitan tener la calidad de mexicas nacidos aquí.

Algo para comentar. A partir de enero del 2019, ya con disposiciones de la administración pejista, la secretaría de Gobernación abrió los espacios para que los avecindados de otros países tengan la calidad de mexicanos mediante un examen de conocimientos de diez minutos.

Con el solo hecho de contestar bien ocho de diez preguntas sobre historia de México, y un “examen de comprensión del español”, cualquiera  puede convertirse en mexicano (si no lo pasan, hay dos “vueltas” en diez días y otro tanto en un año).

Según la Corte, nuestros diputados tamaulipecos no tienen facultades para reservar ninguna chambita a los mexicanos “nacidos” en México. Es asuntos de los legisladores federales.

Es así que, con esa claridad, los compatriotas solo pueden aspirar a ser: Gobernador, diputado local (está en veremos porque la Carta Magna se refiere a los federales), secretario del despacho (gabinete) y magistrados del Tribunal de Justicia.

Para todo el resto de la nómina oficial tienen cabida los “naturalizados” que son: Extranjeros que tengan carta de naturalización; extranjeros que hayan casado con hombre o mujer mexicanos y establezcan su domicilio en territorio  nacional ¿estamos?.

En el ámbito federal la nómina para los “por nacimiento” es exclusiva para: Presidente, diputado (federal) secretario de Estado, Ministros de la Corte, Fiscalía General de la República, Comisión Federal de Competencia Económica e Instituto Federal de Telecomunicaciones. En todo lo demás pueden entrar extranjeros.

Bueno, en tiempos de paz no puede haber forasteros en el Ejército Mexicano, Marina y Fuerza Aérea, en tanto que los capitanes de barcos y jefes de aeropuertos y puertos marítimos, deben ser mexicanos por nacimiento.

Aquí dejamos el asunto no sin antes una pregunta ¿de quién fue la responsabilidad del gazapo en el decreto?. Evidentemente correspondió a la 63 legislatura, o sea los diputados que se fueron, que solo veían por la protección de datos (viene siendo un padrón) de sus paisanos.

En otros asuntos, vaya buena noticia que nos da el IETAM: Donó a la Comisión de Libros de Texto Gratuitos 22 toneladas de basura electoral del año anterior, con lo cual se producirán seis mil 400 ejemplares para la enseñanza de nuestros niños y adolescentes.

Curiosamente es menor peso en comparación con años anteriores: En 2009 la basura sumó 34.1 toneladas; en 2015 fueron 28.6 y en 2017 hasta 72.0 toneladas ¿por qué la diferencia? No lo dijeron los funcionarios del Instituto.

Le dimos una “visitadita” al subsidio que recibirán los partidos políticos en el 2020, que no es año electoral, y esto fue lo que encontramos.

El gran ganador es Morena. De 18.9 melones que recibió en 2019, pasará a los 42.1 en 2020. Un crecimiento de más del doble.

Primer gran perdedor el Revolucionario Institucional. De 52.8 reduce el subsidio a 22.2 millones de pesos. Significan 30.6 millones menos.

Por su parte el mayoritario, el PAN, conserva casi la misma cifra. Tenía 67.5 y en 2020 tendrá 65.6 millones.

Lo anterior en el subsidio ordinario, porque además está lo de actividades específicas y franquicias postales para enviar materiales.

Siguen siendo cantidades muy altas que le cuestan al erario y, en última instancia a los causantes tamaulipecos.

Nos vamos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here