Pronostican calor récord en Texas y sur de EU

3356
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Texas.- En gran parte de Estados Unidos, sigue una ola de calor y en Texas, particularmente, se espera que la próxima semana las temperaturas lleguen a sus números máximos de este verano.

Ese estado y muchas partes de las Llanuras Centrales del país están bajo avisos y advertencias de calor este fin de semana que se mantendrán durante la semana entrante, en lo que es ya un verano históricamente caluroso e implacable, de acuerdo con meteorólogos del Servicio Meteorológico Nacional (NWS, en inglés).

Puede que este fin de semana no se sienta tanto calor como en las últimas semanas, pero las advertencias de calor estarán vigentes para gran parte de las llanuras centrales y del sur de Estados Unidos, incluido en el Panhandle de Oklahoma, una zona del este del estado, en Arkansas, en el suroeste de Missouri y en el sureste de Kansas, dijo Bob Oravec, un heterólogo principal del NWS.

El calor extensivo también está contribuyendo a las sequías en muchas de esas áreas.

Este domingo, se prevé un ligero enfriamiento en la región, pero se espera que el calor vuelva a subir el lunes. Las advertencias por altas temperaturas también están vigentes para el sur de California y partes del suroeste, incluyendo Arizona y Nuevo México.

La próxima semana, partes de Texas, Oklahoma y Kansas podrían ver sus temperaturas de verano más altas hasta la fecha, con máximas previstas que alcanzan los 39 a 43 grados Celsius, y es posible que el termómetro llegue incluso más allá.

En tanto, el lunes, partes del este de Colorado, el oeste de Kansas y áreas hasta Dakota del Norte podrían enfrentar temperaturas de entre 38 y 43 grados, dijo Stephanie Sipprell, meteoróloga del NWS para las Llanuras Centrales.

Aunque es normal que las temperaturas máximas en la región alcancen los 38 grados en julio y agosto, algunas ciudades ya han experimentado más días con ese calor que el promedio o están llegan a la media a principios de la temporada.

Tulsa, Oklahoma, que ha estado en el centro de múltiples olas de calor, generalmente tiene 10 días días de temperaturas máximas de 38 grados en el verano. El viernes, la ciudad experimentó su undécimo día con 38 grados de esta temporada, detalló Pete Snyder, del NWS de Oklahoma. Y se prevé que Tulsa tendrá algunos días más con ese calor, e incluso algunas jornadas alcanzarán los 42 grados.

Little Rock, Arkansas, ya ha atravesado siete días de máximas temperaturas que alcanzaron los 38 grados y se prepara para la posibilidad de seis más la próxima semana. La ciudad suele tener un promedio de ocho días con esas temperaturas por verano, explicó Justin Condry, meteorólogo del NWS en Arkansas. El estado también está soportando una sequía, lo que aumenta los riesgos de incendio y podría afectar la agricultura.

"Los agricultores sienten específicamente los impactos del calor y la sequía, los cuales eventualmente podrían llegar a las tiendas de comestibles", dijo Condry.

El calor sostenido e implacable también se convierte en un problema importante para las áreas urbanas que no pueden refrescarse fácilmente, dijo Oravec.

"Es más difícil refrescarse por la noche porque los edificios siguen irradiando calor mucho después que el sol", agregó.

No hay publicaciones para mostrar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí