El poder del Poder

Palacio
Por Mario Díaz Vargas

1568

-Gobernantes se imponen para sacar adelante iniciativas y proyectos
-En las tres instancias de gobierno se practica la “democracia dirigida”
-En la JAyD, el cabildo no tiene injerencia en el Consejo de Administración

ES indiscutible el alcance que tiene el ejercicio del Poder gubernamental en cualquiera de sus tres instancias (federal, estatal o local) a la hora de la toma de decisiones políticas, económicas o sociales. Generalmente, el gobernante en turno impone su criterio para sacar adelante cualquier proyecto o solucionar tal o cual problema.

En el gobierno federal es más que evidente que el presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR lleva a cabo acciones que dejan entrever la realidad de lo que significa el poder del Poder. Intentar imponerse a los poderes Legislativo y Judicial o bien en organismos autónomos como el Instituto Nacional Electoral (INE), son claros ejemplos de lo antes descrito.

Pretender blindar la información relacionada con las obras relevantes ejecutadas por el gobierno de la Cuarta Transformación, pasando por alto al Instituto Nacional de Acceso a la Información (INAI), también ha generado crítica por la forma del planteamiento que trae a colación aquello del poder absoluto.

En el ámbito estatal, la situación no parece ser diferente en lo que a la demostración del poder del Poder se refiere. Las constituciones estatales prácticamente respaldan al mandatario en turno, permitiéndoles hacer y deshacer a su antojo, violentando, incluso, decisiones del Congreso Local o del Poder Judicial.

La 65 Legislatura en Tamaulipas, el pasado 7 de diciembre, aprobó por mayoría adecuar el artículo 73 de la Ley de Hacienda para evitar que el año próximo se obligue a los propietarios de unidades motrices al cambio de placas y engomado, tomando en cuenta la precaria situación económica de las familias tamaulipecas como consecuencia de los estragos provocados por la pandemia del coronavirus.

Sin embargo, el gobernador del estado FRANCISCO JAVIER GARCÍA CABEZA DE VACA vetó el acuerdo legislativo, argumentando un tema de seguridad pública, obligando a una nueva sesión de los diputados para regresar la iniciativa a la Comisión respectiva para que, a su vez, se regrese a la Secretaría de Finanzas para que emita un nuevo dictamen que, finalmente será votado en el pleno y se requerirá de las dos terceras partes para su aprobación.

Los diputados de Morena y aliados solo son mayoría simple y no les alcanzará para impedir el veto de GARCÍA CABEZA DE VACA, que requiere de mayoría calificada. En consecuencia, con el Poder en mano, el Ejecutivo pasó por encima del Legislativo y, a partir de enero, comenzará la recaudación de alrededor de 500 millones de pesos por la venta de placas y engomado, recurso que no quiere perder el gobierno del estado, mismo que, hipotéticamente, serviría para financiar la campaña panista a la gubernatura del seguro abanderado albiazul, CÉSAR AUGUSTO VERÁSTEGUI OSTOS.

En H. Matamoros, Tamaulipas, un síndico y algunos regidores organizaron una manifestación de protesta por la designación del nuevo gerente general de la Junta de Aguas y Drenaje de la ciudad de Matamoros, avalada por mayoría de los integrantes del Consejo de Administración.

Una mala interpretación del poder del Poder podría caracterizar a los ediles, toda vez que el cabildo matamorense no tiene injerencia directa en ese organismo paramunicipal. Si bien es cierto que los regidores son representantes del pueblo, también es una realidad que el Consejo de Administración de la JAyD está formado por representantes de organizaciones civiles populares y son los legalmente autorizados para designar o sustituir al titular de esa dependencia.

En ese conflicto la pugna estriba en una lucha por el control político y económico del organismo operador del agua potable y alcantarillado; de once consejeros, 6 atienden indicaciones del gobierno estatal panista, y cinco, son afines al gobierno municipal morenista. De acuerdo a la normatividad, el alcalde en turno siempre será el Presidente del Consejo, quien, en este caso, no mantiene el control mayoritario de los consejeros.

En consecuencia, el gobierno estatal por medios de sus representantes afines designó al C.P. RODOLFO SIMÓN HERNÁNDEZ PIÑA como el nuevo gerente de la JAyD. Para quienes cuestionan que su perfil académico no es el apropiado, cabe recordar que los ex gerentes SERVANDO HERNÁNDEZ CAMACHO (q.e.p.d.) y JESÚS DE LA GARZA DÍAZ DEL GUANTE ostentan títulos universitarios como Contador Público Titulado y licenciado en Economía, respectivamente, por lo que no debería extrañar el título universitario del nuevo responsable. Además, no hay que pasar por alto que la paramunicipal cuenta con personal técnico capacitado.

Para bien o para mal, la democracia es regida por la voluntad mayoritaria a la hora de votar decisiones, aunque, cabe señalar, que en la gran mayoría de los casos se practica la democracia dirigida. Es decir, las imposiciones se dan dentro de un marco democrático, pero con votantes a modo.

Ahora que, si la integración del Consejo de Administración de la Junta de Aguas, es obsoleto y si las organizaciones ya no son representativas, ahí sí, que el cabildo solicite la autorización del Ejecutivo Estatal para las reformas necesarias en el Legislativo.

DESDE EL BALCÓN:
I.-Eso de la democracia dirigida trae a colación el sistema que utiliza una entelequia autodenominada “gremio periodístico organizado en el país” para elegir al “presidente”, equiparable a un adorno o florero.
Y, efectivamente, el tono democrático tiene origen en una votación mayoritaria, pero la dirección es impuesta por distintos medios y presiones por quien se dice dirigente (líder es otra cosa).
Actualmente, quien preside esa entelequia no ha sido capaz de sacar adelante ninguna iniciativa ni mucho menos utilizar el vehículo utilitario que en comodato
facilitó una organización sindical nacional.
La unidad es mención es “administrada” por uno de los “directivos”, aunque, en realidad es utilizada para su uso personal.
Ni hablar……así es la “democracia dirigida”.

II.-¿Por qué los regidores morenistas no protestan por el veto del Ejecutivo estatal panista que echa abajo el acuerdo de la 65 Legislatura para impedir el cobro por nuevas placas y engomados a partir de enero de 2022?

Y hasta la próxima.
[email protected]

No hay publicaciones para mostrar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here